• version imprimible
Viernes, marzo 23 de 2018

Ministro Felipe Larraín anuncia importante medida para agilizar los pagos a las empresas proveedores del Estado

El ministro de Hacienda, Felipe Larraín, participó hoy en el Congreso de la Confederación del Comercio Detallista, instancia donde anunció una nueva medida para agilizar los pagos a las empresas proveedores del Estado. 

Frente a más de 600 empresarios y dirigentes de pequeñas y medianas empresas de todo el país, reunidos en el Círculo Español de Santiago, la autoridad dio a conocer los detalles de un instructivo de la Contraloría General de la República, en un trabajo conjunto con ChileCompras, donde se establece que se podrá perseguir la responsabilidad administrativa en caso de que no se pague en los plazos establecidos en la ley. 

La normativa establece expresamente que los pagos a los proveedores, por parte de los organismos públicos, deberán efectuarse en un plazo de 30 días corridos siguientes a la recepción de la factura o del respectivo instrumento tributario de cobro, salvo excepciones que deben fundamentarse debidamente y previamente para que el proveedor determine si le conviene contratar o no con el Estado.

El ministro Larraín dijo que de esta forma las reparticiones del Estado se comprometen con los proveedores, lo que se enmarca en la meta de modernización del Estado.  “Todas las entidades deberán pagar oportunamente o sino deberán pagar las consecuencias”, señaló el jefe de las finanzas públicas.

Durante su presentación, el ministro Larraín reiteró que el crecimiento del país no está garantizado y los cuatro temas que a su juicio son prioritarios para que la economía chilena recupere su capacidad de crecimiento: recuperación de confianza, reducción significativa de la incertidumbre, mejorar la gestión y políticas públicas e institucionalidad de calidad. 

Además, la autoridad hizo un llamado a las pequeñas y medianas empresas a trabajar en conjunto por el crecimiento del país y mostró la disposición del Gobierno a tomar medidas para resolver los problemas que enfrenta el sector en materias como acceso al mercado, a las fuentes de financiamiento, a la capacitación y la informalidad. “Nos vamos a poner manos a la obra a trabajar por ustedes”, dijo Larraín.

A la salida de la actividad, en un punto de prensa con periodistas, el ministro de Hacienda fue consultado por la “tensión comercial” entre Estados Unidos y China. “Sin duda que no es bueno para la economía mundial, pensar que nosotros tomamos palco, no es correcto. Quiero hacer un llamado a la calma, pero también a la responsabilidad. Hay formas de resolver los conflictos comerciales, que son distintas, yo espero que prime el diálogo y que en definitiva esto no derive en una escalada que va a perjudicar a todo el mundo”, señaló Larraín.

 

 

Ir arriba